hero

Peral. Pera

Vende y compra lo que quieres

Peral. Pera
Noviembre

Peral. Pera

PERA. PERAL


Contenido:


Familia, género, origen, nombre comunes, características generales, clima, suelo, variedades, variedades procedentes de países asiáticos, perales enanos, uso de frutos, polinización, propagación, perales en macetas, plagas y enfermedades, valor nutricional de la pera. ¿Cómo cuidar el árbol? Cuidados básicos. Tratamientos de Prevención contra enfermedades y plagas. Fotos


________________________________________________________________________


Familia: Rosáceas (Cómo lo son también el manzano, rosales…y otros


Especie, género: Pyrus Communis


Origen: Europa Oriental y Asía Occidental


Nombres comunes: Pera. Peral


Características generales:


Hay un sinnúmero de variedades de pera,  30 más múltiples híbridos. Se clasifican en dos grandes grupos: Perales de verano con poco o ningún requerimiento de horas frío anuales para producir. Y peras de invierno que requieren de un mínimo de horas frío. Por ejemplo la pera Bartlett es de verano, y la D’anjou es de invierno.


El peral normal si se deja crecer libremente puede alcanzar  de 4 a 10 metros de altura y expandirse alargado hacia arriba, pero como todo árbol puede guiarse su crecimiento como se hace con los manzanos.


Pero para reducir su altura el peral se injerta sobre membrillero en lugar de otro peral, o sobre tejocote y así se producen árboles más pequeños, que hace fácil la recolección de frutos, se induce la floración precoz y frutos más grandes.


Tiene un promedio de vida de 65 años., pero se han reportado de más de doscientos años.


Clima: Árbol típico de climas templados. Tolera mejor el frío que el calor. Bastante resistente al frío pues soporta temperaturas de menos 20 grados centígrados mientras se encuentra en reposo invernal. Las temperaturas estivales cálidas favorecen la maduración, preferen desarrollarse a pleno sol. Tolerante a sequías y contaminación atmosférica.


Suelo: Aunque se adapta a todo tipo de terrenos, preferentemente requiere de suelo fresco y sano, los suelos arenosos le son altamente favorables. Aunque se desarrolla menos en tierras, secas, áridas o calizas, si es injertado sobre patrones de perales silvestres o nísperos, se desarrollan bien incluso en suelos pobres.


En general requieren de suelos moderadamente fértiles y ricos en materia orgánica. PH 6 a 7. Se desarrolla mejor en suelos arcillosos y con drenado escaso


Los injertos dan frutos dos o tres años después de la plantación. Las variedades enanas, o injertadas sobre membrilleros permiten tener perales de balcón o terraza en una maceta grande.


Variedades: Las múltiples variedades existentes tienen frutos de formas distintas, de cualidades muy variables y de épocas de madurez distintas.  La variedades llamadas tempranas producen frutos muy jugosos, mientras que las llamadas tardías son de pulpa dura que sólo se ablanda poco tiempo después de ser cortadas del árbol.


Son muchas las características que se toman como referencias a la hora de clasificar las diferentes variedades de pera:


Tamaño


Forma


Características de la piel


Características de la pulpa


Época de floración


Frutificación


Usos


Conservación


Entre las principales variedades, se pueden mencionar:


Pera mantequilla D’Anjou: Originaria de Francia. Su tamaño es grande, de forma regular, color amarillo con manchas rosadas, suave y olorosa, de color blanco. También hay  D’Anjou roja


 jpg


Williams-Bartlett: Su origen se encuentra en Inglaterra, su tamaño también es grande, de forma alargada, tamaño grande, de forma alargada, color amarillo dorado, manchas rosadas y pintitas cafés, pulpa amarilla amantequillada, jugosa y de sabor agradable.


jpg


Bosc o káiser Alexander: originaria de Bélgica, tamaño grande y forma periforme, amarilla, algunas veces con tintes rojizos, pulpa blanca, aromática y jugosa


Seckel: originaria de Pensilvania, fruta chica, redonda u ovalada, de color rojo vivo que se torna café amarillento en su etapa de madurez.


jpg


Kieffer: su origen también en Estado Unidos de América, fruta de tamaño grande, de color amarillento, pintado algunas veces de rojo. Generalmente no madura en el árbol, pues aunque se pone amarillenta su pulpa permanece muy dura. Se debe cortar y guardar durante algún tiempo para que madure.


jpg


Otras: Pera blanquilla o de Aranjuez, de España color verdoso, tamaño medio o pequeño. Peral conferencia de Inglaterra, tamaño medio, alargada, color vede claro con manchas


jpg


Conferencia


jpg


Hay otras llamadas criollas que se dan bien en México como la paraíso, lechera, chata, san juan (pequeña, textura fuerte, carme blanca, muy dulce), pera piedra parecida a la Kieffer, etc..,


Variedades procedentes de perales asiáticos: Peras Asiáticas. Su forma suele ser más redondeada y achatada, que recuerda a las manzanas. Tienen más resistencia y aguantan mucho más para madurar


Nijasseiki: Color verde amarillo con sabor un poco ácido, pulpa blanca, crujiente


Kousi o pera Nashi: Color amarillo claro, con centicelas de tamaño grande, sabor  un poco ácido, mucho jugo, sabor a melón y olor a manzana



Perales enanos: Existen perales enanos que dan frutos de las distintas variedades antes mencionadas. Los perales injertados sobre patrón de membrillero dan por resultado árboles más pequeños, que florecen precozmente, dan frutos grandes, con raíces muy resistentes, y en los que se facilita la recolección de frutos, y permiten tener perales en el balcón o en terrazas en macetas grandes.



Uso del fruto: El principal uso del fruto es gastronómico, se emplea frecuentemente como fruta de postre y para elaborar compotas y mermeladas. También se usan para hacer licor de pera y sidra de pera (perada).. Los frutos pequeños se hacen también escarchados con azúcar.


Polinización: Los perales son auto-fértiles pero no son completamente auto-fértiles, son necesarios los polinizadores para una mayor producción. La polinización se realiza por insectos, y la mayoría de las variedades requieren tener cerca un segundo ejemplar para polinización cruzada.


Hay perales con dos, tres o más variedades en un mismo tronco, lo cual permite y facilita la polinización cruzada, sin requerir de otro árbol.


Propagación: Las peras de calidad se reproducen principalmente por injertos, usando como patrones perales silvestres, membrilleros, tejocotes y hasta nísperos. La reproducción por semilla no es habitual, y también se reproducen mediante esquejes de los que se obtienen clones correspondientes al esqueje usado.


Plantación: El peral se puede plantar durante todo el año excepto en invierno. Lo ideal es plantarlo en otoño para favorecer enraizamiento antes del invierno. Todos terrenos aptos, excepto tierras demasiado calcáreas. Prefiere suelos arcillosos ricos en humus.



  1. Después de seleccionar el lugar, dependiendo del tamaño del ejemplar a sembrar hacer el hoyo adecuado (dos veces del tamaño del sistema de raíces del árbol a plantar, tanto de diámetro como de fondo). En ejemplares pequeños se recomienda uno de sesenta centímetros de diámetro por sesenta de profundidad. Separar los primeros diez centímetros de la tierra sacada del hoyo, y ponerlos en el fondo del mismo. Para que haya tierra suelta en el fondo.

  2. Dependiendo del tamaño de las raíces llenar el hoyo adecuadamente con tierra preparada o revuelta con composta. Poner el árbol encima y rellenar con tierra para tapar completamente las raíces, dejando la tierra siete o diez centímetros encima de las raíces, y apisonar bien.

  3. Regar abundantemente después de plantar.

  4. Se recomienda plantar los árboles a tres metros de distancia.

  5. Se recomienda despuntar el árbol plantado, si es joven, a ochenta centímetros del suelo, para iniciar la poda de formación. Esto favorece el desarrollo de dos o tres ramas que serán las ramas principales del árbol. Cuando éstas se hayan desarrollado a más de sesenta o setenta centímetros, podar éstas a su vez a una altura de cuarenta o cincuenta centímetros, para que se desarrollen en cada una dos o tres ramas secundarias.


Perales en Macetas: Se rigen por las mismas reglas que hay para los perales que crecen en el suelo. Y hay que considerar lo siguiente:



  1. El porta-injerto determina la altura final del árbol. Hay por ello cuidar el patrón en el que el peral está injertado si se va a poner en maceta.

  2. La mayoría de las variedades de peras son auto-fértiles, pero como ya señalamos no completamente. Para incrementar la producción de frutos se requiere polinización cruzada, y la presencia cercana de otro peral. Pero puede solucionarse esto, adquiriendo un árbol injertado de dos variedades compatibles en un mismo


Detalle de dos variedades en un mismo tronco.



  1. Debe elegirse una maceta o contenedor dos veces más grande que el sistema de raíz del árbol. Debe asegurarse un buen drenaje del contenedor. Evitar el riego muy abundante o encharcamientos, ya que los perales pueden reaccionar y se pudran las raíces.

  2. Se puede podar el árbol adecuadamente para la buena aireación y salud de éste, o para ir regulando su tamaño y forma.

  3. Los fertilizantes químicos si se usan deben ponerse en los extremos de la maceta o contenedor y no cerca del tronco. Un triple 12-12-17 más 2MgO es adecuado para un árbol joven, o 12-12-12 +2MgO para un árbol más adulto. Puede ser en tres o cuatro aplicaciones anuales divididas de febrero a julio, cada una de cincuenta gramos (algunos recomiendan de 100 a 150 gramos). No hay que excederse en poner fertilizantes para no quemar las raíces. Se puede, si se tienen disponibles, usar mejor fertilizantes orgánicos.


Plagas y enfermedades: Oídio de roya, ácaros, gusanos, pulgones, fuego bacteriano que  marchitan de hojas y frutos sin que lleguen a caer del árbol, barreno de pera o pollina cuyas larvas atacan la fruta desde adentro. Conviene un tratamiento preventivo con insecticidas y acaricidas.


Valor nutricional de la Pera:


Es un alimento aconsejado para eliminar líquidos. Posee el 80% de agua libre de grasas y carece de sodio lo que favorece a quienes padecen de celulitis, ácido úrico, gota, piedras en riñón y vesícula., rica el potasio,  con gran cantidad de fibra soluble, ricas en pectina que rebaja niveles de colesterol. La fibra ayuda también a conservar un buen micro biota intestinal, previene extreñimiento y enfermedades digestivas. Y previene cáncer de colon.


100 gramos de Pera fresca, contiene:


Agua      83.87 %


Calorías 59


Grasa       0.4


Proteína   0.39


Hidratos de carbono 15.11


Fibra        2.4


Potasio   125


Sodio      0


Fósforo  11


Calcio     11


Cobre        0.113


Magnesio  6


Magneso  0.076


Hierro       0.25


Zinc          0.12


Selenio    1


Vitamina C  4


Vitamina B1  0.02


Vitamina B2  0.04


Niacina      0.1


Ácido fólico 7


Vitamina B6 0.018


Vitamina A   20


Vitamina E  0.5


Aporta las siguientes vitaminas y minerales: Vitamina C  para formación de proteínas y colágeno, quercetina y otros flavonoides con propiedades antioxidantes, ácido fólico que forma parte del complejo B, taninos y ácido cafeico con propiedades antibacterianas, calcio y potasio para formación osea, que favorece al sistema nervioso y de regulación de líquidos. Tiene también gran capacidad desintoxicante y antitumoral


Se le adjudican propiedades medicinales diuréticas, y el uso de la corteza del árbol mediante decocción en agua, se dice que el líquido colocado sobre la parte dañada mitiga dolores de golpes, torceduras, esguinces.


Se recomienda no comer las semillas, flores y hojas pues contienen amigdalina que en contacto con la saliva se convierte en ácido cianhídrico-cianuro.


¿Cómo cuidar el árbol? CUIDADOS BÁSICOS DE LOS ÁRBOLES FRUTALES


Para combatir las principales plagas y enfermedades, comunes entre todos los frutales de pepita y hueso, son recomendables los tratamientos preventivos para evitar que éstas se presenten, o bien, que cuando lo hagan no tengan gran intensidad y puedan ser fácilmente controlables


Frutales de pepita: manzano, peral, membrillero.
Frutales de hueso: durazno, ciruelo, chabacano, nectarino, cerezo, almendro.


No hacer tratamientos preventivos puede hacernos requerir tratamientos masivos químicos  de mayor costo. El principio esencial es: Hacer tratamientos preventivos.


Es recomendable aprovechar el período de otoño-invierno,  etapa de la parada vegetativa de muchos de los frutales, para realizar éstas tareas de prevención. Por ejemplo:



  1. Restaurar el cajete del árbol para aprovechar mejor los riegos que se hagan

  2. Retirar las malas hierbas del cajete, aireando el tronco

  3. Comprobar el estado del patrón y del injerto

  4. Enderezar los tronco si son frutales jóvenes, poniendo tutores si es necesario

  5. Hacer abonado y fertilización del frutal

  6. Realizar la poda invernal


Fertilización y Abonado:


Los frutales son de los cultivos que más nutrientes consumen, por lo que además de realizar un abonado durante la primavera y época de formación del fruto con un abono específico para frutales, también se debe realizar un abonado previo con abundante materia orgánica con estiércol, compost o humus de lombriz, el cual se aplicaría al pie del árbol hasta la vertical de las ramas, a finales de invierno inmediatamente antes de que empiece el desarrollo vegetativo.


Poda invernal


Una de las tareas de mantenimiento más determinante en la obtención de una buena cosecha y que menos importancia se le da es la poda, muy necesaria en los árboles ya establecidos cada 4 o 5 años, ya que es una manera de rejuvenecer al árbol y favorecer la formación de nuevos brotes.


La mejor época para realizar esta tarea es en noviembre, cuando el árbol está entrando en reposo vegetativo.


Acolchado


Una práctica que nos va  a ayudar considerablemente es la aplicación de un acolchado orgánico en el cajete del árbol o incluso un poco más extenso.


Este acolchado limitará el crecimiento de malas hierbas en torno al árbol, y mantendrá un grado de humedad benéfico para las raíces superficiales. Y también evitará que las malas hierbas combatan por nutrientes con los árboles.


Se recomienda que este acolchado tenga un espesor o profundidad de 5 a 6 centímetros. Y éste puede ser de:



  1. Hierba segada verde o seca, procurando que no contenga semillas de la misma hierba porque germinarán exactamente en dónde no se desea que estén.

  2. Paja

  3. Hojas secas

  4. Compost

  5. Aserrín

  6. Cartón

  7. Restos de picadura de ramas

  8. Papel periódico

  9. gravilla

  10. También se pueden usar otras plantas para combatir malas hierbas, e incluso para que sirvan para alejar insectos perjudiciales. Éstos pueden ser tréboles, guisantes, habas, y cuando ya crezcan segarlos y dejar sus restos encima como acolchado. Es un tipo de acolchado y abono verde. Además, las flores de estas, atraen insectos benéficos, como mariquitas, avispas, etc.,


Para alejar insectos perjudiciales, el cultivo de diversas especies de plantas mezcladas en la propia huerta o al pie de los frutales ayuda en mucho. Los cultivadores expertos y con experiencia han demostrado la eficacia de ellos. Algunos ejemplos que pueden ser útiles:


Contra las hormigas hay que sembrar capuchinas y menta poleo 


Contra la mosca de la zanahoria se puede sembrar romero 


Si existen insectos dañinos ayuda tener sembrado cerca albahaca, salvia y manzanilla 


A las babosas las alejará la ceniza seca y el tomillo 


Evitar plantar eneldo y el hinojo porque atraen áfidos, los cuales representan una de las plagas más importantes de las hierbas.


A las moscas les  desagrada la menta 


La roña que aparece sobre todo en manzanos, se puede combatir con la siembra de cebollines y cebollas alrededor de estos frutales.


Además se pueden sembrar ajos y cebollas debajo de los frutales y alejarán insectos dañinos


Ajenjo y lavanda ahuyentan mosca blanca, ácaros, pulgones, orugas, cochinillas, y hasta hormigas. Protege al grosellero de la roya


Albahaca (caléndula) en contra de la mosca blanca, repele al escarabajo del espárrago, al gusano del tomate y a las plagas en general


Salvia y ajenjo ahuyentan sapos serpientes y


Borraja en contra de orugas, protege al tomate de los gusanosPeras Bartlett


Santolina, abrótano hembra o manzanilla mahón: Aleja a la mariposa de la col. Las pulverizaciones con su infusión repele a los insectos de los frutales.


Ajo (planta): Protege a los frutales y a los fresales del oidio y la podredumbre gris; al melocotonero, de la lepra. Repele a ratones y al escarabajo japonés. En los graneros, las cabezas de ajo repele a los gorgojos.


Artemisa: Aleja a la mariposa de la col y repele a las polillas de los frutales y de las hortalizas. Berro: Protege al manzano del pulgón lanígero.


Cáñamo: Repele al alacrán cebollero y al escarabajo de la patata. Alrededor de las coles las protege de la mariposa  Capuchina: Repele a la mosca blanca de los invernaderos, a los pulgones de hortalizas y frutales, y a los gusanos de las calabazas.


 Cebolla: Protege a la zanahoria de la mosca. Sembrada alrededor de los huertos aleja a los conejos.


 Cebollin: Sembrado bajo los manzanos los protege del moteado.


 Corona imperial: Repele a los ratones.


 Hierbabuena: Repele a la mariposa de la col.


 Lino: Repele al escarabajo de la patata.


Menta (mentha spicatta): Repele a las hormigas, pulguillas, roedores y mariposa de la col.


Menta piperita: Repele a la mariposa de la col


Roble: El acolchado o mulching de corteza de roble repele a las larvas de gorgojos y a las babosas. Romero: Repele a la mosca de la zanahoria y a la mariposa de la col.


Ruda: Repele moscas y mosquitos.


Tagete: Repele a la mosca blanca de los invernaderos y a los insectos en general. Controla los nematodos del suelo.


O bien, se pueden esparcir encima del acolchado: Cenizas, granzas de café, cáscaras de huevos machacadas o pulverizadas. Las que además de proporcionan nutrientes,  ahuyentan a orugas, caracoles y babosas


Para eliminar sin esfuerzo, las malas hierbas, algunos sugieren regarlas con agua hirviendo. Y también  añadir sal en grano.


TRATAMIENTOS PREVENTIVOS, ESENCIALES Y RECOMENDADOS  EN CONTRA DE PLAGAS Y ENFERMEDADES.


Además de lo anterior, cuando el árbol está en reposo durante el otoño-invierno, ya se le han caído las hojas y las yemas empiezan a romper, es el momento de aplicar tratamientos que conseguirán una reducción o incluso una eliminación de los posibles daños de insectos u hongos, sobre todo en los frutales de pepita y hueso que son los más sensibles.


Mucho antes que se inventaran los pesticidas químicos, los agricultores tenían remedios caseros para deshacerse de las plagas y enfermedades que afectan las plantas. Estas alternativas naturales a los pesticidas químicos se pueden fabricar fácilmente en casa y pueden  constituir un cuidado adecuado para nuestros árboles frutales.


Nos referiremos primero a los remedios caseros y tratamientos ecológicos, ya que éstos son fáciles de hacer y aplicar, y pueden ser suficientes en el cuidado de nuestros frutales, a continuación se mencionaran  las plagas y enfermedades y los tratamientos que pueden usarse, tanto caseros, de tipo ecológico, cuanto químicos. El principio básico es la prevención para evitar el combate intensivo a las enfermedades y plagas


ENFEREMEDADES: HONGOS, BACTERIAS, VIRUS….


Las enfermedades son alteraciones al desarrollo normal de una planta producidas por microorganismos como hongos, bacterias y virus. En las enfermedades el agente causal es microscópico y lo que vemos son el conjunto de signos o síntomas que ellos producen. Signo es la parte que se visualiza del parásito. Sólo poseen signos las enfermedades causadas por hongos y bacterias. Síntoma es la respuesta de la planta al ser invadida por un patógeno. Y el conjunto de síntomas representa el síndrome de la enfermedad. Algunos síntomas pueden ser necrosis, marchitamiento, pigmentación anormal, clorosis etc


Los hongos son vegetales que no tienen clorofila y por tanto son incapaces de elaborar azúcares. Tienen que parasitar a plantas vivas o materia orgánica muerta (por ejemplo, una hoja en el suelo). Se reproducen mediante esporas que disemina el viento, la lluvia, otros insectos, etc..


Las bacterias, al contrario que los hongos, atacan más a animales y al hombre que a las plantas. Los antibióticos, por razones económicas no pueden emplearse en la agricultura, por lo que sólo se pueden prevenir.


Los virus son parásitos de muy pequeño tamaño. Hay bastantes virus vegetales, sobre todo en cultivos herbáceos.


Se transmiten mediante vectores (pulgones, nematodos e incluso hongos); algunos, muy pocos, por semilla y otros, poquísimos, mediante aperos, tijeras, etc. y en los que atacan a frutales, naranjos y otros árboles, la forma óptima de transmisión es por injerto. Se recomienda destruir las plantas con virus y tratar sistémicamente a los vectores.


 


Los hongos que atacan a las plantas se dividen en ectoparásitos (oidio) y endoparásitos (mildiu, roya…).


Los ectoparásitos son los que se desarrollan en el exterior de la planta (tallos y hojas),  y los endoparásitos son los que se introducen y se desarrollan en el interior de la planta. Las formas de combatirlos son distintas:


 


Tratamientos preventivos contra Hongos y otros insectos


.


Para prevenir las enfermedades por hongos endoparásitos (brotitis, fitoftora, antracnosis, mildiu, repilo, royas, alternariosis, cercospora, cribado, momificado, moteado o rabia), y también son útiles, como se verá más adelante, en contra de algunas plagas, se utilizan compuestos de cobre como oxicloruro de cobre, caldo bordelés (sulfato de cobre con cal), caldo borgoñón (sulfato de cobre con carbonato sódico), carbonato de cobre. Éstos no se deben suministrar a pleno sol.


___________________


CALDO BORDELÉS: El caldo bordelés es muy efectivo, fácil de preparar y usar (mejor que el caldo borgoñón que tiene los mismos efectos pero se diluye y cae del árbol cuando hay lluvias).  Hay que usar anteojos protectores y guantes, que pueden ser de hule.


Para preparar cinco litros se requiere: Dos cubetas de plástico de cinco o más litros, cinco litros de agua de preferencia agua de lluvia o no clorada,  25 gramos de cal viva y 25 gramos de sulfato de cobre., y un palo para mezclar. Se ponen 2.5 litros de agua en cada cubeta. Los 2.5  litros de agua en la que se diluirá el sulfato de cobre debe ser agua tibia, en la otra agua fría. En ésta último se diluirá la cal.


Una vez  bien mezclados con el agua tanto el sulfato de cobre como la cal en sus respectivos recipientes.  La cubeta con el sulfato de cobre se vierte despacio sobre el recipiente con la cal diluida. (OJO: nunca al contrario). Y se revuelven y mezclan bien…Ya quedo el caldo bordelés.. Se procede a medir el pH de la mezcla para ver si está entre 6 o 7 de ph, (si no se tiene medidor digital o tiras de medición de pH), puede introducir un cuchillo o machete por un minuto, y si al sacarlo está oxidado, la mezcla está muy alcalina. Para reducirla se le puede poner un poquito más de cal, y se vuelve a meter el cuchillo o el machete, y si ya no sale oxidado, la mezcla está correcta.


Se puede aplicar inmediatamente con aspersor, (pero no se debe guardar más de tres días). La aplicación se hace con una mezcla 50% de caldo bordelés y 50 % de agua.


 


BICARBONATO SÓDICO: Es un remedio natural para prevenir la aparición de hongos o para eliminarlos si ya han hecho acto de presencia en las plantas. Es efectivo para el mildiu y el oídio. Diluye 2 cucharadas en un litro de agua y pulveriza la zona que quieras tratar dos veces al día durante una semana. Si quieres reforzar la acción puedes añadir una cucharadita de jabón neutro.


 


Aceite Mineral: El aceite mineral es una solución efectiva para acabar con larvas huevos e insectos. Pulverizado sobre la planta y el tronco, crea una película protectora que asfixia a los insectos, por lo que es un excelente tratamiento preventivo.


Se puede comprar en tiendas de jardinería, pero también podemos fabricarlo nosotros mismos. Para ellos, se utiliza aceite vegetal diluido en agua, pero para que la mezcla emulsione de manera correcta, es necesario introducir algo de jabón. Hay quien utiliza lavavajillas, pero lo más indicado es usar jabón de potasio, que es menos contaminante, o jabón casero.


Las medidas aproximadas son 10 litros de agua, 200 cl de aceite de girasol u oliva y 20 cl de jabón. Lo mejor es comenzar añadiendo al aceite la misma cantidad de agua e incorporar el jabón poco a poco, agitando hasta que veamos que emulsiona correctamente. En ese momento, podemos añadir la mezcla al resto de agua.


El aceite mineral es una solución efectiva para acabar con larvas huevos e insectos. Pulverizado sobre la planta y el tronco, crea una película protectora que asfixia a los insectos, por lo que es un excelente tratamiento preventivo. Se pueden comprar en diferentes fórmulas en el mercado, y se sugiere observar las instrucciones de aplicación en cada caso


TOXICIDAD Y COMPATIBILIDAD Actualmente, en el mercado podemos encontrar aceites con altos niveles de residuo insulfonado, lo que reduce el riesgo de fitotoxicidad tras su aplicación. No deben mezclarse con otros fitofármacos, salvo los especialmente recomendados. • Deben transcurrir 15 días entre la aplicación de un aceite mineral y caldo bórdeles, y 30,40 días, respecto de azufre y polisulfuro de calcio.


Ya hay avances notables en la producción de los aceites naturales —sin agroquímicos— y de forma más amigable con el medio ambiente.


Generan un impacto más sano a la hora de controlar las plagas como ácaros, mosquita blanca, chanchito blanco y conchuelas, cuando están en sus etapas inmaduras. Las vetanjas es que no generan residuos tóxicos y brindan una acción asfixiante sobre los insectos al impedir el intercambio gaseoso entre ellos y afectar su pared celular, por lo que su efecto se produce de forma muy rápida.


Además, no impactan al medioambiente, no representan problemas para los trabajadores, son más limpios y no eliminan los enemigos naturales que pudieran estar presentes en los predios. Esto es una ventaja cuando se trabaja con corredores biológicos, ya que permite que los insectos benéficos se multipliquen sin problemas..


 


AZUFRE: La forma de preparar la mezcla es 40 gramos de azufre para 5 litros de agua, usar mascarilla y anteojos. Mezclar muy bien y rociar con aspersor sobre los árboles, o bien usarlo en polvo directamente: Espolvorear sobre la planta, quizás puesto en un calcetín o una bolsa de lino o algodón.


Para prevenir hongos ectoparásitos (oídio) aplicar compuestos de azufre, pero nunca a pleno sol, por encima de 28 grados se pueden producir quemaduras. Es incompatible la aplicación de azufre con la de aceites. Entre uno y otro tratamiento tiene que mediar mínimo 21 días.


 


Se recomienda que los preparados que se mencionan antes se usen de manera preventiva antes de brote de las yemas en los frutales (Otoño o finales del Invierno cuando los árboles inician con brotes). Éstos tratamientos, cabe señalar,  no sólo son útiles en contra de hongos sino también contra de múltiples plagas.


 


Consultados:


Wikifarmer_files. “Cómo cultivar Perales en Macetas”


La Pera en México. Blog. Froylan Trujillo Miranda http://permmichoacan.Blogspot.mx/


Wikipedia. Pera


Cómo planta, mantener y tratar un peral. Consejos de jardinería. www.horticultura.tv./planta-y-mantener--un-peral/


Peral: Todo lo que debes saber. https://www-articulosfrutales.org/peral


Cultivo del Peral. www-articulosinfojardin.com/frutales


Qué propiedades tiene la pera asiática. Httpa://www.vix.com/es/imj/salud/S44/que-propiedades-tiene-la-pera-asiática


Propiedades Nutricionales de la Pera. https://www.botanicalonline/peras


 


Data organizada por rperesbarbosa DR. Con propósitos de difusión gratuita a todo interesado, sin interés de lucro.


Si tienes interés en adquirir algún tipo de árboles ir a: https//.www.greenmarket.com.mx/Home


 


 


                                                          


 


 


 


 


 


 


 


 


 


 

Comentarios (0)


Dejanos un comentario

* campos obligatorios
Tu correo no será mostrado ni compartido